Cuando adquieres una propiedad, el pago del IVA dependerá si la compra es a un vendedor habitual o si recibes un subsidio del Ministerio de Vivienda

 

Cuando una persona decide emprender el camino de comprar un departamento, siempre piensa en ahorrar la mayor cantidad de dinero posible, con el fin que el esfuerzo financiero no sea tan elevado.

En el marco de ese proceso siempre surgen preguntas como:

¿Tengo que pagar IVA?

¿Hay gastos asociados a la compra?

Sobre el pago del Impuesto al Valor Agregado (IVA) es importante tener a la mano información precisa, por cuanto eso cambió a partir de la reforma tributaria que entró en vigor el 1ro de enero de 2016 y desde momento tiene un impacto directo en la compra de vivienda.

Pero fundamentalmente eso va a depender de a quién le compras y si recibiste un subsidio del gobierno.

Te lo explicamos a continuación.

 

Vendedor ¿Habitual o no habitual?

 

De la respuesta a esa pregunta depende si pagas IVA o no en la adquisición de tu departamento.

¿Qué es un vendedor habitual?

Según el Ministerio de Hacienda los vendedores habituales son: “Aquellos que hayan comprado una vivienda con el ánimo de revenderla y, en general, a aquellas personas o empresas que se dedican a la compra y venta de bienes inmuebles como las empresas inmobiliarias o constructoras”.

Eso quiere decir que toda propiedad, nueva o usada, que sea vendida por una inmobiliaria o una empresa de construcción, está afectada por el pago del IVA.

¿Cuándo no pagas IVA?

El Servicio de Impuestos Internos es claro en esa materia:

  • En el caso de una vivienda nueva o usada que no sea vendida por un vendedor habitual.
  • Tampoco se paga el IVA en los casos que la compra haya recibido un subsidio del Ministerio de Vivienda, sin importar el monto del mismo.

No olvides los gastos asociados

 

Algo importante que debes recordar es que, pagues o no IVA, también debes tomar en cuenta los gastos asociados a la compra de una vivienda, que dependerán de si la compra es de contado o con crédito hipotecario.

En el caso de las compras de contado:

  • Derecho de notaría (3-5 UF).
  • Conservador de bienes raíces ($2 por cada mil pesos del costo de la vivienda).
  • Certificado de hipotecas y gravámenes ($6.600).
  • Certificado de dominio vigente ($4.600).
  • Si la propiedad es usada, se debe sumar la comisión del corredor que representa un 2% del costo total con el IVA incluido.

Y en el caso de usar un crédito hipotecario:

  • Recolección de antecedentes (2UF).
  • Tasación (2-2,5UF).
  • Estudio de título (2,5UF).
  • Borrador de escritura de compraventa (2UF).
  • Derechos de notaría (3-5UF).
  • Doble registro en el conservador de bienes raíces ($2 por cada mil pesos del monto de la compra e igual cantidad de acuerdo con el total del crédito aprobado).
  • Copia de la inscripción de la hipoteca ($2.000).
  • Inscripción de la prohibición de venta ($2.000).
  • Impuesto al Mutuo (0,2-0,8% del monto del crédito).

Al momento de planificar la compra de un departamento, toma en cuenta todos estos gastos adicionales, con el fin de evitar descuadres en tu presupuesto.

 

×